201801.30
0

LAS EMPRESAS DEBEN PREVENIR SITUACIONES DE CONFLICTO ENTRE EMPLEADOS

Así lo determina una STSJ de Cataluña-Barcelona de fecha 20 de noviembre de 2017, en la que la demandante, interpone demanda contra el Ayuntamiento de Figueres, para el que presta servicios como funcionaria del cuerpo de policía; siendo el motivo de ello una queja colectiva por trato desconsiderado. Comentarios coactivos, despectivos, amenazantes….

Se requiere en la presente, de la adopción de medidas dirigidas a la eliminación o reducción de riesgos psicosociales en la Guardia Urbana de Figueres. Se deja constancia de las recomendaciones realizadas por el estudio de riesgos psicosociales, sin perjuicio de la adopción de cualesquiera otra medida, entre las que se encuentra la de implantar un protocolo de acoso psicológico/sexual, establecer un código de buena conducta…

Se establece asimismo que la deuda de seguridad se conceptúa como un dº del trabajador a que su actividad productiva no tenga riesgo, y el desarrollo de los ámbitos de producción/reproducción sean igual de seguros.

Ley 31/95, de 8 de noviembre Prevención Riesgos – El nuevo enfoque de la Protección de la Seguridad en el Trabajo no es el de la ordenación de las obligaciones y responsabilidades de los actores directamente relacionados con el hecho laboral, sino “ante todo la prevención”, con el propósito de fomentar una auténtica cultura preventiva, mediante la promoción de la mejora de la educación en esta materia y con un compromiso de toda la sociedad.

En síntesis, los principales requisitos de la responsabilidad civil por daños y perjuicios, son los siguientes:

a) La existencia de daños al trabajador derivados del accidente.
b) Acción u omisión que suponga un incumplimiento de obligaciones de seguridad.
c) Culpa o negligencia empresarial, quedando excluido el caso fortuito, la fuerza mayor o cuando concurra culpa exclusiva de la víctima.
d) Relación de causalidad entre la conducta empresarial y el daño sufrido, que se rompe si es la imprudencia del trabajador por sí misma causa eficiente para producir el resultado lesivo, de no ser así la imprudencia del trabajador puede modelar la responsabilidad empresarial aplicándose el pº de concurrencia de culpas.

El recurso de suplicación interpuesto por el Ayuntamiento de Figueres, es desestimado, y se confirma la sentencia de instancia por la cual se condena al Ayuntamiento a abonar a dicha policía de la Guardia Urbana, una cantidad de 25.000 euros en concepto de indemnización por los daños y perjuicios derivados de una situación de conflictos personales con sus compañeros, prolongada durante varios años.